1774. El Catálogo Messier De Astros ‘molestos’

0
38

Hasta la segunda mitad del XVIII, los estudios astronómicos estaban centrados en el sistema solar y las estrellas, y se había puesto poco énfasis en el estudio de las nebulosas. De hecho, para el astrónomo francés Charles Messier, como para otros muchos cazadores de cometas, los astros nebulosos eran auténticos estorbos que le inducían a confusión a la hora de localizar cometas nuevos.

Como herramienta de ayuda para la caza de cometas, Messier compiló un catálogo de ciento diez astros nebulosos fijos. El pionero catálogo ‘Messier’, que sigue en plena vigencia Hoy día, contiene los objetos astronómicos más bellos y espectaculares -principalmente cúmulos estelares, nebulosas y galaxias- que son accesibles con telescopios medios. Este catálogo marca un hito en el inicio del estudio del espacio profundo.

El hurón de los cometas

Retrato de Charles Messier a los 40 años.

Charles Messier nació en Badonviller (Francia) en 1730. Meticuloso buscador de cometas, observó y estudió cuarenta y cuatro de ellos con enorme detalle y descubrió 20 nuevos. En 1759, fue el primer astrónomo profesional que observó el esperado regreso del cometa Halley y que siguió y estudió su órbita con precisión. Fue escogido miembro de la Academia francesa de Ciencias en 1770. Desarrolló sus trabajos en el Observatorio de la Marina en París, y murió en esta misma ciudad en 1817.

Aunque Luis XV se refería a Messier como ‘el hurón de los cometas’ (‘le furet des comètes’), la Historia ha querido que este astrónomo no sea recordado como el excelente cazador de cometas que fue, sino que su nombre ha quedado asociado por el catálogo de objetos nebulosos que compiló.

Mapa realizado por Messier con sus observaciones del Halley. | Cortesía Dr. Henk Bril. www.astrobril.nl

Tales objetos nebulosos constituían un genuino estorbo para todos los cazadores de cometas de la época. Por ejemplo, cuando en 1758 se encontraba buscando el cometa Halley en la constelación de Taurus, Messier se vio confundido por un objeto nebuloso: la nebulosa del Cangrejo. Naturalmente, la observación repetida de esta nebulosa mostró que era fija respecto de las estrellas y que, Por lo tanto, no tenía nada que ver con un cometa.

Con este objeto, Messier decidió inaugurar su catálogo de esos astros ‘molestos’ para los cazacometas. La nebulosa del Cangrejo, primer objeto del catálogo Messier, se prosigue designando El día de hoy día como ‘Messier 1’, O sencillamente M1.

Astros de diferentes tipos

Imágen de los ciento diez objetos de Messier. | Wikipedia commons

Cuando su catálogo contaba con cuarenta y cinco objetos, en 1771, Messier lo presentó a la Real Academia de Ciencias de París y publicó una primera versión en 1774. El catálogo fue creciendo A lo largo de los años y los últimos objetos (desde M104 a M110) fueron descubiertos por Messier y colaboradores en la década de los 1780 y no fueron incluidos en el catálogo hasta el siglo XX.

El catálogo de Messier contiene objetos de naturaleza muy diferente:

* Cúmulos estelares abiertos, como M6: el cúmulo ‘mariposa’ en Escorpio.

* Cúmulos globulares, como M13: el gran cúmulo de Hércules.

* Regiones de formación estelar, como M42: la nebulosa de Orión.

* Nebulosas planetarias, como M97: la nebulosa de la Lechuza, en la Osa Mayor.

Ampliar foto

La galaxia ‘torbellino’ M51 observada con el Hubble. | NASA

* Galaxias espirales, como M104: la galaxia del sombrero, O bien M51: la muy bella galaxia ‘torbellino’ en la constelación de los Perros de Caza.

* Galaxias lenticulares: como M86 en Virgo.

* Galaxias elípticas: como M87, Virgo A, la galaxia central del cúmulo de Virgo.

* Galaxias irregulares, como M82 la galaxia ‘cigarro’, en la Osa Mayor, la galaxia prototipo de las que contienen energéticos brotes de capacitación estelar.

Actualmente el catálogo Messier se sigue usando tanto por astrónomos profesionales como aficionados. Es muy común referirse a la galaxia de Andrómeda como M31, a la nebulosa planetaria de la Lira como M57, etc.

El catálogo de Messier es, En verdad, una colección de objetos espectaculares y de gran belleza que son accesibles a telescopios pequeños O bien medios. Desde el punto de vista de la astronomía profesional, el catálogo Messier puede ser considerado como el inicio del estudio del cielo profundo. Este catálogo serviría de inspiración para el catálogo de nebulosas que confeccionó William Herschel (1738-1822) en el Hemisferio Norte y que fue completado por su hijo John Herschel (1792-1871) con objetos del Hemisferio Sur. Por su parte, los catálogos de los Herschel fueron la base del ambicioso ‘New General Catalogue’ (NGC), que contiene 7840 objetos del cielo profundo y que es el de mayor empleo Hoy en astronomía.

Curiosidades

* Resulta muy curioso El día de hoy leer las notas con las que Messier describía sus objetos. Por poner un ejemplo, al referirse a M65, una galaxia que El día de hoy sabemos que contiene miles y miles de millones de estrellas, Messier tan Sólo escribe una línea: “Nebulosa descubierta en Leo. Es muy débil y no contiene ninguna estrella”.

DEJA UNA RESPUESTA

tu comentario
Tu Nombre