Del Fraude De Los Fichajes Falsos Al «desmiéntemelo»

0
133

A finales de 2015, François Gallardo fue despedido de «El Chiringuito de Jugones» tras varias informaciones equivocadas que restaban credibilidad al formato que conduce en Atresmedia Josep Pedrerol. Gallardo pertenecía a la popular tertulia de futbol desde sus inicios en Intereconomía en programas como «Punto pelota». El extertuliano, que amenizaba las noches con sus pronósticos, llegó a especializarse en el avance de fichajes. Sus profecías sobre dónde acabarían los jugadores más populares en la siguiente temporada y Cómo se mostraba con seguridad ya antes las cámaras, desafiando a que desmintieran sus afirmaciones, otorgaron al programa una seña de identidad.

No obstante, con el paso del tiempo, las quejas de los colaboradores propiciaron sus negativas a participar en las tertulias en las que se veían obligados a compartir plató con François Gallardo. Las mofas y burlas que se sucedían en las redes Comenzaron a dar cierto descrédito al espacio de Pedrerol y Atresmedia decidió despedir al colaborador, haciendo coincidir su salida del programa deportivo con el desembarco de Josep Pedrerol en el equipo de profesionales que se encargaban de la cobertura de la Champions League.

Ahora, el extertuliano va a deber ingresar en prisión de forma voluntaria O el juez ordenará su detención de forma inmediata. A François Gallardo se le acusa de actuar con la pretensión de «obtener un ilícito enriquecimiento patrimonial y aparentando una solvencia y seriedad profesional de la que carecía, haciéndose pasar por agente FIFA, llegando a fingir ser administrador». La acusación señala que Gallardo pidió dinero para invertirlo «en un fondo de inversión relacionado con el Mundo del fútbol». Prometía entregar en seis meses casi 30.000 euros más de los percibidos. La Fiscalía señala que solo devolvió 9000 euros en 2014. La acusación pide seis años de prisión para François Gallardo por estafa y falsedad documental En tanto que Asimismo llegó a firmar documentos de una empresa de la que aseguraba ser administrador. La investigación determinó que el extertuliano no era agente FIFA ni directivo de esa empresa. Además de esto, podría contar con diferentes procesos abiertos por delitos similares a este, Según informó «El ideal».

DEJA UNA RESPUESTA

tu comentario
Tu Nombre